Email Marketing y Customer Journey

Email Marketing y Customer Journey

Cómo conseguir no desaparecer en buzón de entrada de nuestros clientes

El fax está muerto, el teléfono está muerto, el email está muerto…  Cada cierto tiempo oímos estas frases porque nuevos medios sustituyen en parte sus funcionalidades, se ponen de moda y se piensa que los van a sustituir en su totalidad, pero ahí siguen, se resisten porque siguen siendo los mejores para usos concretos.

Concretamente con el email, mucho se habla de su sustitución, por un lado por las herramientas de mensajería como Whatshapp en entornos particulares, o por herramientas como Slack o Microsoft Teams en entornos empresariales, con conversaciones en torno a proyectos y servicios en hilos separados.

También la saturación de correos que soportan nuestros buzones de entrada hace que cada vez sean menos efectivos los mensajes que mandamos por ese canal.  Muchos mensajes que mandamos son considerados Spam por los filtros del propio cliente de correo o por las herramientas en los distintos servidores por donde van pasado los mensajes o por nuestro filtro antispam empresarial.

Con el obligado cumplimiento de la normativa europea RGPD mucho se habló y se movió para tener las listas de correo más controladas, requiriendo consentimiento explícito para poder seguir mandando estos correos.

Pero con todo este escenario, las herramientas a disposición de los departamentos de Comunicación y Marketing se han ido adaptando y evolucionando.  Son consumidores necesitados de datos para poder segmentar a los destinatarios y para captar relaciones causa-efecto para propiciar la venta de los productos.

La evolución del email marketing

En ese sentido, el email marketing ha evolucionado.  Inicialmente se realizaba la composición de campañas de una manera más o menos visual y sencilla, seleccionando la lista de destinatarios a partir de ciertos filtros “simples”.  Pero ahora se requiere de filtros muchos más avanzados, dependientes de las interacciones que los clientes realizan o no realizan.

Así, la apertura de un determinado correo o el clic que realizamos en un enlace puede desencadenar una serie de acciones posteriores en el sistema para seguir una línea comunicativa y de promoción u otra. Los filtros se convierten en mucho más dinámicos, se permite repetir envíos a los usuarios que han abierto o no han abierto determinados correos, detectamos el grado de “engagement” con la marca o con los productos que vendemos, y nos podemos comunicar de manera más personalizada intentando no resultar invasivos.

En el fondo no se trata de enviar más emails si no de intentar ser más eficaces y de un modo automatizado para no tener que requerir un extenso equipo detrás.

Por todo ello la elección de la herramienta, y la formación y experiencia del personal que la maneja se convierten en claves para poder tener éxito en este competitivo mundo de nuestro buzón de entrada.

Inycom es partner de Selligen Marketing Cloud, una de las herramientas más potentes y punteras en este ámbito.

Juan Manuel Soto

Digital Solutions Marketing Manager

Leave A Reply