¿Quién es el responsable de los datos de mi compañía?

¿Quién es el responsable de los datos de mi compañía?

Cuando la gestión y explotación de los datos no depende de una sola persona

Está de moda el concepto de CDO, el responsable de los datos de la organización, pero los datos son para algo, para gestionarlos adecuadamente y para obtener valor de ellos. El petróleo del siglo 21 que dicen algunos…

Pero, ¿quién es el encargado de los datos de una empresa? Pues no hay una respuesta única, cada responsable en su área de negocio, y la dirección general de los cuadros de mando organizativos.

No se trata ya de una persona que se ocupe de esta tarea, si no que cada vez hay más implicados, es una función de la organización.

Antes solo había datos financieros, ahora cada vez más productivos, y ya cada proceso genera datos suficientes para su análisis.

Cada negocio es distinto, y requiere su organización, pero estos nuevos puestos están encontrando su hueco al aportar valor, al retornar su sueldo en dinero para la compañía, ya sea en el descubrimiento de nuevos mercados, mejor conocimiento del negocio que permite optimizaciones, como en el conocimiento del cliente, de lo que hace y por qué lo hace para intentar conseguir los mejores resultados para la compañía.

¿Qué herramientas para la gestión de datos tienes a tu alcance?

Las herramientas de análisis y visualización nos ayudan a sacar partido a estos datos, para realizar análisis permanentes (reportes tipo dashboard), análisis adhoc para temas concretos y sobre todo para comunicar estos datos, para explicarlos a un tercero.

Desde el punto de vista legal, la protección de datos personales, la gestión completa de estos datos, incluyendo la ubicación de los servicios informáticos que utilizamos son puntos que también se ocupan esta función organizativa.

Los servicios TIC de las compañías se adaptan a esta realidad, transformando sus antiguos sistemas de Datawarehouse y especialistas en la generación de informes SQL, en un servicio y plataforma mucho más flexible, al habilitar al propio usuario de negocio a realizar directamente sus propios análisis, y por tanto generándose otra serie de desafíos de seguridad, acceso a la información y de fiabilidad del dato, que antes no se tenían.

Cuando se piensa en qué herramienta desplegar en la organización ya no es tanto pensar “cual tiene los mejores dashboard ya preconfigurados”, porque si bien esa puede ser una funcionalidad que facilite el primer despliegue, desde el primer momento se va a buscar una adaptación a las necesidades de la empresa, y eso requiere que cuanto mayor control tenga el consumidor de los datos mucho mejor. Es el receptor de la información, el decisor, pero también puede hacer ahora su propio análisis si lo desea.

Y un punto que también hay que considerar en la actualidad y que se hace cada vez más necesario es la necesidad de gestionar el volumen de datos (en algunos casos con infraestructuras Big Data pero no siempre), y las transformaciones que requieren los datos cada vez más heterogéneos que podemos recolectar, de fuentes tan diversas.  En algunos estudios estiman que el 80% del tiempo de análisis se puede dedicar a esta preparación si son datos nuevos para la compañía.


Power BI y Tableau líderes en análisis e inteligencia de datos   Power BI y Tableau líderes en el Cuadrante Mágico de Gartner

 

  Líderes en análisis e inteligencia de datos


Juan Manuel Soto

Digital Solutions Marketing Manager

Leave A Reply